Riesgos de un pagaré bancario

 

El pagaré bancario es un producto que mucha gente confunde con el depósito bancario.
Esto se debe a que ambas modalidades guardan algunas similitudes funcionales. Entre ellas podemos destacar que, dado que históricamente ofrecían rentabilidad y plazos similares, muchos ahorradores no veían la diferencia.

Además, el funcionamiento guarda parecidos: en ambos productos una parte se compromete a abonar una determinada cantidad de dinero, medida a través del tipo de interés y en una fecha futura a la otra parte.

Pero también hay algunas diferencias.
EuroLa primera de ellas es la relativa a la liquidez, ya que, si bien en los depósitos bancarios solemos tener la oportunidad de cancelar el producto de forma anticipada (aunque muchas veces suframos una penalización económica) en los pagarés no podemos cancelar el producto de forma anticipada. Y éste es el primer riesgo que tenemos que tener en cuenta: se trata de un modelo menos líquido que el depósito, por lo que debemos estar seguros de que no necesitaremos el dinero invertido en el plazo acordado.

Otro de los riesgos asociados es que, en el caso del depósito, tenemos nuestro capital garantizado por el Fondo de Garantía de Depósitos. Como es sabido, en el caso de España se nos garantiza la recuperación de un máximo de 100.000 euros por entidad y cliente. Esto se cumplirá incluso en situación de quiebra o suspensión de pagos por parte de la entidad bancaria.

En el caso del pagaré, esto no es así. El producto no está garantizado más que por el banco o entidad con el que lo hemos suscrito. Por tanto, antes de contratar un pagaré hemos de vigilar algunos aspectos relevantes: la nota crediticia de la entidad con el que lo firmamos, su situación en lo relativo a pagos a acreedores… Es decir, deberemos observar todos aquellos datos que nos sirven de indicadores de la solvencia de la entidad. Y, en el caso de que el tipo de interés y el plazo sea parecido al de un depósito ofrecido por una entidad sobre la que albergamos dudas, deberemos saber que la seguridad es mayor contratando el depósito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *